Ceuta

Nací en Ceuta (Africa),una mañana del mes de mayo en esa ciudad tan española,tan llena de luz y tan marinera.Una mañana cuando el olor de las flores inundaba los jardines de San Amaro y los de la Argentina.

Una mañana en la que el olor a salitre se paseaba por el Paseo de las Palmeras y el mar acariciaba la muralla de la Marina. Cuando las campanas de San Francisco anunciaban que el nuevo día había comenzado y las gaviotas chillaban por encima de los barcos que entraban por la bocana entre el muelle de la Puntilla y el del Cañonero Dato. La imagen del Monte Hacho se recortaba saludando de lejos a La Mujer muerta,el Yebel Musa, el Atlante dormido de la mitología.

¿Se puede encontrar un lugar más bello para nacer?

Allí encontré el amor de mi vida que acompaña mis pasos desde que Cupido nos lanzó aquellas benditas flechas que nos unieron para siempre y aunque el destino me alejó de esa querida tierra, a ella volvemos con nuestros hijos para bebernos su aire, su cielo, sus gentes.

Nacida en Africa, así se llama este blog y ese es el título que llevo con orgullo grabado en mi alma.

MALENA

Seguidores

jueves, 24 de marzo de 2011

En busca de Itaca.


Me he despertado en mitad de la noche,sin motivo en principio aparente. He apartado la colcha, y sin hacer ruido, me he ido a buscar mi bata para dirigirme al salón.


Allí me he dado cuenta de que el viento azotaba de manera violenta las palmeras del jardín pero estaba visto que el sonido huracanado del viento, no era el único en la noche.


He oído la voz de un hombre que hablaba sin que nadie le contestara, y mi curiosidad me ha hecho salir a la terraza, para ver quién era y que decía.


Estaba solo, allí, en mitad de la calle, con algo que no identifiqué y resultó ser una botella. ¿Qué hacía allí?... Su voz sonó con más fuerza, y acompañado del ulular del viento, se oyó como decía: ¡Ulises!...¡Ulises!...¿Dónde está Itaca?... y mi corazón se estremeció.


¿Qué razón le había impulsado a beber en esta noche desapacible? ¿Dónde está su Itaca? ¿Qué sufrimiento quería esconder con la bebida?


Y allí, solo, seguía su monólogo en el que volcaba su angustia, o sus sueños truncados.


Una voz desde algún balcón, le gritó que callara. Una voz que no oyó, que no llegó a ese mundo irreal en el que se había sumergido.


Me cerré mejor la bata mientras le miraba y pensaba que no era él, el único que esta noche en Barcelona, echaba al viento sus penas, y sentí dolor por el sufrimiento ajeno tantas veces injusto.


Siguió poco a poco, con paso cansino subiendo la calle... Quizá buscando su camino hacia Ítaca.Y yo recordé los viejos versos de Kaváfis:


" Cuando emprendas tu viaje hacia Ítaca, debes rogar que el viaje sea largo...que sean muchos los días de verano, que te vean arribar con gozo, alegremente, los puertos que tú antes ignorabas"

¡Buen viaje, compañero! Todos en esta vida, caminamos hacia Ítaca...

Malena

61 comentarios:

  1. " Cuando emprendas tu viaje hacia Ítaca, debes rogar que el viaje sea largo...que sean muchos los días de verano, que te vean arribar con gozo, alegremente, los puertos que tú antes ignorabas"

    Es un poema que releo a menudo....... todos buscamos no camino hacia Itaca, unos lo encuentran antes, pero todos y cada uno de nosotros acabamos llegando...

    Besos con brisa suave y calida.

    ResponderEliminar
  2. Y en el camino encontramos a gente tan solidaria como tú, que te estremeces al ver a un borracho y no por su aspecto o situación, sino porque le oyes decir que conoce a Ulises y que busca llegar a Ítaca... Alguien que desea descansar junto al ser qué mas ama! eso es lo que te engrandece Malena, tu solidaridad!
    Un beso amiga.

    ResponderEliminar
  3. Echando las penas al viento
    quizás en su desatino
    alcance a ver su Itaca,
    duele el corazón encontrarse
    con almas que sufren en
    la soledad de la noche.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Me ha gustado mucho esta entrada. Por lo general pienso que en este mundo, la gran mayoría emprenden su viaje a Ítaca en paralelo a todos los demás. El hecho de que por un momento otra persona se desvíe un poquito de su ruta para escuchar o interesarse por otra persona, me ha emocionado.

    " Cuando emprendas tu viaje hacia Ítaca, debes rogar que el viaje sea largo...que sean muchos los días de verano, que te vean arribar con gozo, alegremente, los puertos que tú antes ignorabas"

    Es bueno hacerse preguntas, cuando avistas otro viajero y si le dedicas un poco de tiempo, al llegar a puerto, más será el gozo al partir

    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  5. Mis queridas Teresa, Mascab, Mary y Marisa: Es muy tarde ya y os agradezco que hayais pasado a estar un poquito conmigo. Esta noche también hace mucho viento y eso me ha recordado este escrito que publiqué ya en mi anterior blog. Después de leeros me doy cuenta de que todos nos parecemos en lo fundamental y tenemos en nuestro corazón llegar a Itaca.

    Que tengais un buen fin de semana.

    Brisas y besos.

    Malena

    ResponderEliminar
  6. Mi querido Franki: Veo que tú también eres noctámbulo como yo y las compañeras y amigas a las que escribía antes. Todos vamos juntos hacia ese mismo destino que es Itaca pero muchos no han tomado conciencia todavía. Ya sabes que te espero para la presentación del libro si es que puedes.

    Brisas y besos para tí, Franki.

    Malena

    ResponderEliminar
  7. Pues así es. El camino a Itaka está plagado de sinsabores, pero también de dulces frutos o esperanzas.

    Sabés? Creo que el dolor, siempre, siempre es injusto.

    ResponderEliminar
  8. el ser humano se sumerge a veces en bùsquedas inalcanzables, en sueños que jamàs dejan de ser eso, olvidando que la mayorìa de las veces està donde debe estar...en su Ìtaca, la suya, la personal e ìntima...

    abrazos amiga

    ResponderEliminar
  9. Hermosa musica el viento trae palabras que se encierrna en el misterio del anochecer
    Mil besoz

    ResponderEliminar
  10. Recuerdo esta entrada en tu anterior blog, que al igual que hoy me emociona, el camino será largo, largo, pero todos tenemos a Itaca en nuestro camino. Este y otros versos de Kaváfis forman parte de momentos muy especiales para mi y mi familia.

    Besos mi querida Malena

    Eritia

    ResponderEliminar
  11. Un borracho culto, no cabe duda, qué lástima que muchos andemos perdidos buscando Itaca.

    ResponderEliminar
  12. A veces en la noche, surgen los más bellas palabras que el alma canta desde el corazón. Siempre es un placer leerte. Un abrazo de todo corazón

    ResponderEliminar
  13. Ese viaje a Iataca del que nunca salimos ilesos. Siempre dejamos jirones de alma en el camino, pero la esperanza en hallarlo nos hace obviar el dolor y seguimos caminando, navegando, volando...

    Quizás su Itaca se reflejaba en el cristal de esa botella.
    Cuánto ve quel que sabe mirar, a través de los años por cualquier ventana.

    Besos

    ResponderEliminar
  14. Precioso Malena.
    La noche es cuando suele salir Todo lo que en realidad buscamos.Aunque es una lastima no comprender-lo en la mayoría de veces.
    Siempre me emociona leerte.
    Un beso

    ResponderEliminar
  15. Nos pasamos la vida en busca y entristece ver personas tan perdidas que han recurrido a la bebida. Todos en mayor o menor medida podemos perder el rumbo. Creo que dentro llevamos lo necesario para encontrar la luz. Debemos parar a mirar hacia dentro.

    ResponderEliminar
  16. Te has inspirado en un libro que fue mi cabecera dura mi etapa de adolescencia, siempre soñé que era un Ulises en busca de su amada.

    Malena, magnifico he disfrutado con su lectura y me has traído bonitos recuerdos.

    Saludos

    ResponderEliminar
  17. buff deja deja que me mareo en los barcos...

    ResponderEliminar
  18. Ítaca o cualquier otro lugar no es lo importante, lo importante es lo que encuentras en ese caminar , las experiencias que te pasan y las aventuras que corres, sin duda la realidad no siempre es la misma ...depende del balcón en que se mira

    besitos y buen fin de semana:)****

    ResponderEliminar
  19. Lo peor siempre será caminar sin rumbo...

    Un abrazo, Malena

    ResponderEliminar
  20. Mis queridas:

    Umma:Siempre es injusto el dolor. Me gustaría encontrarle una razón de ser pero lo único que se me ocurre es que al sufrir valoras mucho más los momentos de felicidad.

    Adelfa: Cada uno de nosotros tenemos una Ítaca personal basada en nuestros deseos u objetivos pero creo que el final es el mismo: Llegar con sabiduría.

    Mucha: Gracias por dejar tu huella. Se te quiere. Lo sabes.

    Eritia, mi niña. ¿Cómo estás? Todos caminamos buscándola y unas veces es difícil el camino y otras nos llenamos el alma de fuerzas al ver nuestros logros.Un beso muy grande.

    Marikosan: Antes o después vemos como una luz en nuestro interior te va alumbrando el camino para llegar.Todos tenemos nuestra Ítaca.

    Mª José: Creo que es en la noche cuando el silencio nos rodea y nos encontramos con nosotros mismos, cuando hallamos respuestas y como Pulgarcito vamos recogiendo las miguitas que nos señalan el camino.

    TRini, corazón mío: Quizá la veía reflejada en la botella. Nunca sabemos en realidad lo que piensan y sienten las personas pero sí podemos presentir su sufrimiento. A mí me dejí con el corazón encogido.

    Reina: Siempre se acaba comprendiéndolo y tú tienes tu Ítaca y estás haciendo maravillosamente tu camino. A mí si que me emocionas, mi niña.

    FRan: En nuestro interior está esaluz que nos alumbra y la voz que nos dice como volver al camino cuando nos hemos desviado. Gracias por tus palabras.

    Brisas y besos para todos.

    Malena

    ResponderEliminar
  21. Malena, el viento parece que impulsa a sacar, a llevarse todo lo que nos corroe dentro. El viento siempre me acompaña en mis cambios, qué cosa, no???.
    Todos tenemos rachas que gritamos dónde está Itaca... la Itaca particular de cada uno, con Ulises instalado dentro.
    Y como bien dices, hacia allá vamos todos, pero claro, a veces, algunas noches de viento y vacío dentro, necesitamos gritarlo para que alguien nos consuele siendo brújula.

    Querida Malena, disfruta. Besos

    ResponderEliminar
  22. Malena amiga lo bueno de saber es que todos caminamos a Itaca, es que algunos hacemos el recorrido juntos.
    Buen finde.

    Bs.

    ResponderEliminar
  23. Que bella entrada
    Borracho o sobrio un hombre va en busca de su Ítaca, precioso.
    Besos

    ResponderEliminar
  24. Mis queridos:

    Emilio Manuel: Me alegro sinceramente de que haya dado la casualidad de que Kaváfis fuese tu libro de cabecera. Espero que tu camino hacia Ítaca sea largo y lleno de sabiduría.

    Gracias por tu paso por este rincón, Noel.

    Elisa: Es Ítaca o cualquier otro lugar a donde queramos llegar habiendo recogido por el camino aprendizajes que nos enriquezcan. En este caso en concreto, aquel hombre clamaba por su Ítaca. Gracias por visitarme.

    Alkerme: Hay un viejo dicho lleno de sabiduría que dice:"Los hombres se apartan ante aquel que sabe a dónde va". Lo importante en la vida es saber hacia donde vamos o que es lo que queremos conseguir.

    Ananda, mi niña, has dicho algo muy importante y es que aparte de saber a donde vamos es también gritarlo para que alguien nos apoye en el camino.Juntos podemos hacer el camino más fácil.

    Ignacio: Es lo que le decía a Ananda hace un momento. Es bonito saber que no vamos solos haciendo el camino. Es importante caminar juntos.Besos Nacho y también a Marijo.

    OKiperu: Seguro que lo sabes y en él tienes que ir desarrollando tu amor a la pintura. El paisaje del camino te inspirará.

    Cantares: Nos podemos desviar pero de una forma u otra siempre hay alguien o algo que te conduce hacia Ítaca.

    Brisas y besos para todos.

    Malena

    ResponderEliminar
  25. No entiendo qué prisa tienen algunos por llegar los primeros a ese destino último, se llame Itaca o se llame Cielo. La Vida no es más que Tiempo.

    Besosss.

    ResponderEliminar
  26. Tantos y tantos buscando caminos hasta encontrar un rayito de luz,tantos que pasan por el lado y no vemos,tantos que ni siquiera buscan el propio...uf Malena me has hecho pensar en todos aquellos y en mi misma.
    Precioso texto.

    Besos para ti

    ResponderEliminar
  27. Maravillosa entrada nos compartes Malena, delicioso es seguirte compañera
    Un abrazo
    Stella

    ResponderEliminar
  28. Mi querida Malena:

    Foi um grande momento este, em que escutando a música, li o seu texto maravilhoso, escrito com tanta sensibilidade e com tanto humanismo.
    Do Google, respiguei este outro excerto do poema fantástico, que citou:

    "Ítaca guarda sempre em tua mente.

    Hás­‑de lá chegar, é o teu destino.

    Mas a viagem, não a apresses nunca.

    Melhor será que muitos anos dure

    E que já velho aportes à tua ilha

    Rico do que ganhaste no caminho

    Não esperando de Ítaca riquezas."

    Besos.

    ResponderEliminar
  29. ¡¡¡Cuantos se quedan en el camino buscando su Itaca!!!

    Serrat...buffff, em emociona esta canción, siempre, por mucho que la escuche...

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  30. Si que es cierto que todos viajamos a Itaca y para algunos ese viaje es más soportable tomando extras en el camino, igual por la desesperación de ver que nunca llegan o que el camino es negro.

    Besotes Malena.

    ResponderEliminar
  31. Cada quien va recorriendo ese viaje a su manera, con distinto destino, pero con la misma ilusión!
    Besitos,

    ResponderEliminar
  32. ¡Que preciosidad de Blog! Y lo que decís en el encabezamiento es fantástico. Ni qué decir de los post. Me alegra haberte encontrado.
    Me hago tu seguidora. Te invito a conocer mis sitios. Será un lujo verte por allí.
    Un abrazo desde Buenos Aires

    ResponderEliminar
  33. Hola Malena, buen post.
    Mi Itaca...mis sueños están bien hilados, se suceden uno a uno, no ceso de luchar para llegar etapa por etapa a recorrer ese camino.
    No tengo miedo de pasarme la vida caminando para llegar a puerto y aunque no llegue, sabré que he triunfado porque no dejé de soñar que lo alcanzaba.
    Te dejo mi ternura
    Sor.Cecilia

    ResponderEliminar
  34. ¿Buscaba la felicidad allí?, ¿es posible que la vida fuera tan dura para él que su tabla sea Itaca? quizás es mejor soñar a veces que vivir en esta dura realidad.

    Besitos.

    ResponderEliminar
  35. Te felicito por el cambio. Me gusta este nuevo rumbo.

    Me alegra que te hayas acordado de mí. Me ha sonado como unas campanillitas en el corazón.

    Como tú dices el dolor es como un bandolero. Nos aguarda en cualquier recodo del camino, nos asalta y siempre nos roba la esperanza pero nunca consigue llevarsela toda. Todo puede cambiar y debe si nosotros ponemos algo de nuestra parte.

    ResponderEliminar
  36. Pobre diablo, Ulises tenia que guiarse por las estrellas y con dos tablillas como mucho; este fulano podia comprarse una brujula....
    Vaya a saber como dices, que penas tendria adentro que queria que el contenido de la botella lo limpiara, y que asociacion de ideas lo hiciera llamar a un personaje mitico, cual seria su tierra prometida.
    Aunque juro que si bien tengo ultimamente mas preguntas que respuestas, jamas se me ocurriria llamar a Ulises a preguntarle.

    ResponderEliminar
  37. Mis queridos:

    Aniquiladora: Tener prisa por llegar no es una buena opción porque perderíamos mucho aprendizaje que es absolutamente necesario.Contra mas tarde mejor. Gracias por venir a saludaría, ya he pasado a conocerte y ha sido un placer.

    Menta: Es verdad que a veces vamos por un camino equivocado pero antes o después lo encontramos. Afortunadamente.

    Gracias por tu visita Stella, siempre eres bienvenida.

    Isabel María: me gustan mucho tus visitas porque sé que piensas igual que yo. El poema que encontraste en Google es una adaptación de los versos de Kaváfis. Gracias por traerlo y por venir a estar aquí un ratito. Brisas e beijos.

    Teresa, te daré un tirón de orejas :) Te despistaste y pusiste a Serrat en vez de a Llís Llach. ¿Podrás venir a Barcelona el 4 de mayo para la presentación de mi libro? Me encantaría :)

    Néctar: Es verdad que el camino es más duro para unos que para otros, siempre está la opción de ir acompañado. Gracias por tu compañía.

    Soñadora:Distinto destino pero la misma ilusión. Yo creo que lo que nos diferencia es el camino no el destino.El destino llamémoslo Ítaca o de otra manera, es siempre el mismo. Bestias, mi niña.

    Susana: me alegro de que te haya gustado este rincón. Siempre serás bienvenida.

    Sor Cecilia: no importa quemar etapas ni que el camino sea largo si tenemos en nuestro corazón la certeza de a dónde vamos.

    Erika:Es importante soñar pero que los sueños no nos aparten de la realidad, que sean el apoyo para seguir caminando. Pasaré a visitarte.

    Franziska: Bienvenida corazón!Este blog se viste de gala para recibir a una amiga que se ha decidido a escribir otra vez.

    Brisas y besos para todos.

    Malena

    ResponderEliminar
  38. Yo, todavía,en medio de mis tormentos sigo buscando el camino que me lleve a Itaca. Por ello, permanezco y sigo atentamente el pentagramas de tus letras, por las dudas, encuentra la clave. Abrazos.

    ResponderEliminar
  39. "mis tormentas". Vale. Otro abrazo

    ResponderEliminar
  40. Olá passo em seu blog para convidar você a visitar o meu que é dedicado a cultura. De segunda a sexta feira noticiário cultural aos sábados minha coluna poética ás 09 horas da manhã e ás 5 da tarde Chá das 5 sempre com uma participação especial. Irei guardar sua visita lá. Abraços sucesso em seu blog.

    Magno Oliveira
    Twitter: @oliveirasmagno ou twitter/oliveirasmagno
    Telefone: 55 11 61903992
    E-mail oliveira_m_silva@hotmail.com

    ResponderEliminar
  41. Todos tenemos nuestra Ítaca marcada en el alma, Y aunque no lo sepamos, el destino - como regido por las manos de los juguetones Diose - Nos hace navegar hast élla.

    Déjame creer que es así, sino...NO sería esta vida tan sólo una cascara vacía y quebradiza...

    Que sea así. LLeguemos a Ítaca pero que sean muchos veranos y muchos los puertos antes conocidos y saboreados. Ya habrá tiempo de llegar.

    Un beso amiga.

    ResponderEliminar
  42. Una botella es buena compañera de viaje. Te suelta la lengua y le quita gravedad a las cosas. Es como soñar, aunque luego te duela la cabeza.

    Besos.

    ResponderEliminar
  43. Siempre es largo el viaje hacia Itaca, y lo peor de todo los lestrigones que llevamos en el interior y que en consecuencia encontramos en el camino. Tal vez gritandolos al viento de Barcelona consigamos vencerlos.

    ResponderEliminar
  44. Cómo me suele acompañar siempre éste pensamiento:

    " y sentí dolor por el sufrimiento ajeno tantas veces injusto."

    Y si en nuestro viajea Itaca, a veces encallamos...ydebemos esperarque suba la marea.

    Besos

    ResponderEliminar
  45. Hace muchos años que empecé mi viaje a Itaca...y no quiero llegar muy pronto pues el viaje en sí es lo que importa. Un abrazo Malena. Lola

    ResponderEliminar
  46. Para encontrar nuestra particular Itaca primero debemos encontrarnos a nosotros mismos, y dar las gracias por todos los tesoros que hemos disfrutado.
    Un abrazo muy grande querida amiga

    ResponderEliminar
  47. Es bonito volver a Itaca y encontrarse a Penélope tejiendo y destejiendo...
    Por lo demás Malena, eres algo ingénua. Simplemente estaba como una cuba.
    Es una broma, me ha parecido estupenda la entrada. Saludos

    ResponderEliminar

  48. Comienza la semana

    y el canto y la brisa
    de las encinas invitan

    a visitar
    las dolientes hojas

    que yacen enmohecidas
    por la tornasolada melancolía
    que el invierno les ha dejado

    para que se pose sobre ellas
    una emoliente caricia engalanada
    por el arco iris de la primavera...

    Un beso y mil rosas trepadoras
    te dejo, para que te guíen la alegría
    los siete días de la semana

    es el deseo de esta
    que te visita con la primera
    aurora de la madrugada...

    María del Carmen

    ResponderEliminar
  49. Jooooo, como estoy xxxDDD, eso es la juventud.
    Lo bueno es que pensaba en LLach y puse Serrat jajajaj

    Pues hare lo que pueda para venir, ser un placer. ya me diara sdonde y tal

    un abrazo preciosa

    ResponderEliminar
  50. Malena un abrazo grande, buen inicio de semana
    muchas gracias por la huella

    ResponderEliminar
  51. ¡Hola Malena!
    Que hermosura de relato hija. Una copita y nomás, de cuando en vez, es un antídoto- un bálsamo- para seguir en camino emprendido. Ignoro que es Itaca! Pero lo intuyo, supongo que está al final del trayecto que todos sin excepción de nadie transitamos.

    De Ulises si he leído algo...

    Ulises fue un famoso héroe griego de la Ilíada y en la Odisea, ilustre protagonista.
    Dice la Mitología que fue hijo de Laertes y de Antíclea.
    Fue Rey y se casó con Penélope.

    Podría contar más pero se sería largo, y estoy aquí para decirte, bravo!- bravo! Por esta entrada preciosa y humana. Se ve de lejos que tú eres una persona de alma pura, sencilla, sensible, compasiva, bondadosa llena de amor para dar y recibir.
    Gracias preciosa. Un abrazo de esta amiga que te admira.

    ResponderEliminar
  52. Mis queridos:

    Fernando: Creo que en ese viaje todos sufrimos tormentas pero el navío no se hunde. Es, somos, fuertes.

    Magno Oliveira: Pasaré por tu blog para saludarte. Detodas formas desde aquí te deseo mucha suerte.

    Genji (Jesús): Es así, tal y como tú lo crees. Todos tenemos nuestra Ítaca pero ya llegaremos, no hay prisa. Aprenderemos cosas nuevas.

    Antifaz: Es una forma de ver las cosas aunque yo no la comparta.

    Carlos: Como le decía a Genji, esperemos que hayan muchas noches de primavera y mañanas de verano antes de llegar.

    Mi nombre me sabe a hierba: Es un buen consejo. Si encalla el barco, esperaremos a que suba la marea. Gracias por tu paso por este rincón, espero que te hayas sentido igual de a gusto que yo en el tuyo.

    Lola, corazón: El viaje es lo que importa pues es lo que nos enriquece. Ya llegaremos pero sin prisas.

    Alondra: ES cierto lo que dices. Debemos conocernos primero a nosotros mismos y dar las gracias por los regalos que nos hemos encontrado. De todas formas también creo que nos vamos conociendo a medida que vamos conociendo nuevos puertos. Cuídate. Te escribiré.

    Felipe: Acepto la broma :) Es un placer recibirte aquí.Saludos también para tí.

    Gatita: Ya esperaba tu visita semanal. La necesito.

    Pluvisca: Sin palabras :) :) :)

    Elisa: Es un poema precioso como sólo puede escribirlo una poetisa como tú.

    Marina: Justo es tal como lo dices no te ha fallado tu intuición. Es nuestro viaje hacia un destino que el poeta Kaváfis llama Ítaca. Gracias por tu cariñosa visita y felicidades por esos amigos tan entrañables que tienes.


    Brisas y besos para todos.

    Malena

    ResponderEliminar
  53. Seguramente que en el fondo de la botella encontraría antes de terminar la noche Itaca.
    Un beso

    Por cierto, somos casi paisanas, yo nací cerca de Ceuta, en Larache (cuando era protectorado español)

    ResponderEliminar
  54. todos andamos buscando nuestra itaca. El camino es largo y quiero pensar que a pesar de los dolores, vale la pena seguir....me encanta esta canción! gracias

    ResponderEliminar
  55. De alguna manera todos somos navegantes que vamos por la noche universal, despues de todo en el universo hay menos luz que oscuridad, lo que valora la luz, claro. Y vale la pena buscarla con cualquier excusa.
    Besos desde la tierra del tango.

    ResponderEliminar
  56. Qué buen escrito, Malena. Me has llevado a la mitad de la noche a tu calle de Barcelona a mirar al hombre buscando su Ítaca. De alguna manera u otra, todos vamos por la misma senda. Caminante no hay camino, se hace camino al andar.
    Molts petons per a tu i bona setmana!

    ResponderEliminar
  57. Me ha encantado llegar hasta aqui ,volvere siempre.
    Besos

    ResponderEliminar
  58. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  59. Me ha emocionado tu escrito, me ha cautivado.
    Muy bello!

    ResponderEliminar